June 4, 2013

R.I.P

Qué barbaridad, la puta madre... Amanece el lunes y recibo ese mensaje de Carlita. Pobre Axel, loco, ¿por qué a él?
Nico tiene razón, no está bien desearle la muerte a nadie, pero no puedo evitarlo... Tanto hijo de puta suelto y tranquilo por ahí... ¿Por qué no ELLOS y sí este flaco, que lo único que hacía era laburar para mantener a su hija y mujer? Es una locura, una verguenza, un atropello de ese grandioso ser que todos veneran como Dios y no es nada más que una puta fantasía! Porque claro, "fue la voluntad del Señor que él se fuera, tenía sus planes", NO LOCO, NO ME IMPORTAN SUS PLANES, IMPORTAN LOS DEL DIFUNTO, NO LOS SUYOS.
No puedo dejar de llorar, es tristísimo que el primer velorio que presencie (sin contar el de mi viejo, era muy chica) sea el de un amigo. Esa cara, sin moverse, no sé por qué tenía la esperanza de que se moviera, aunque sea un cachito, o que de la nada salga y diga "JOOOODA CHE, SE LA CREYERON?!" y se vaya a abrazar a Carlita y Pame. Total, prefiero una broma de mal gusto que me saque puteadas y no una noticia que me llene de lágrimas...
Fue desastrozo ver a Carla llorando e intentando calmar a Emi (ajena a todo, jugando incansable) y a Pame a los gritos pelados por la calle, porque quedó sola, ella de dos hermanos... Nos sacó a todos algo, se quedó con algo nuestro y ahora todos estamos así, un poquito más vacíos, tristes, con una pérdida que no se puede recuperar por más que pasen los años, y que con mucha voluntad se puede llevar adelante.

Que en paz descanses, Axel Damián Veneziale †


~Blondiiitaa.

No comments:

Post a Comment

Leave your opinion, dickhead.